SOMBRAS DEL PONIENTE

SOMBRAS DEL PONIENTE

Editorial:
EDICIONES DE AQUÍ
Año de edición:
Materia
Literatura universal
ISBN:
978-84-949448-3-3
Páginas:
202
Encuadernación:
Rústica
Colección:
< Genérica >
14,33 €
IVA incluido
En stock
Añadir a la cesta

La Costa. Un espacio indeterminado ampliamente reconocible y, al tiempo, poco reconocido,cuando no vilipendiado. Una familia humilde. Gentes de la mar. Soldadores. Obreros. Finales de los cincuenta, principios de los sesenta. Los años primeros del boom de la construcción y el turismo, un lucrativo negocio que se va a revelar como la única empresa solvente y constante de un país sometido que empieza a desperezarse muy lentamente. El Hotel de Poniente se yergue altivo en la Costa, símbolo de una modernidad aún bajo tutela, mas no por ello menos deseada e imitada.
En segundo plano, los sucesos que desembocaron en la independencia de Argelia, el exilio de los pieds-noirs y el reguero de sangre que dejó tras de sí la OAS, fundada en un hotel de Madrid bajo la mirada aquiescente de las autoridades. Los ecos de sus andanzas resuenan desde las cloacas del Estado y conmueven las vidas de los personajes de esta novela. Sus voces se hablan por primera vez, alternándose, corrigiéndose y amplificándose unas a otras, en un diálogo eterno que busca despejar el enigma que las arrastró al centro de un escenario arrebatado de luz, el de la Costa, que se irá llenando de sombras. Las Sombras del Poniente.
El debut literario de Eduardo Jiménez Urdiales, en el que brilla un singular dominio del registro oral, da la palabra a quienes nacieron condenados al silencio y dota de significado una época y unos hechos que a no pocos de nosotros nos parecerán tan fascinantes como desconocidos. Y lo hace convirtiéndolos en materia artística de primera categoría.
?Sombras del Poniente tiene tres elementos que hacen de este texto una excelente novela: una cierta intriga, motivada por una búsqueda individual y colectiva; un personaje fascinante, alrededor del cual gira todo el universo de la ficción; y un sentido polifónico del lenguaje, muy cervantino, pero curiosamente muy raro en la tradición de la narrativa española?. Antonio Orejudo